Casas Adaptadas

 
El diseño destinado a todas las personas, tanto a las que sufren discapacidades como a las que no, debe tener en cuenta todos los ámbitos en los cuales deben desenvolverse las personas, es decir, los ámbitos privados como los públicos. En los ámbitos públicos hay muchos elementos que por no tener un adecuado diseño constituyen obstáculos para el desarrollo de las personas con discapacidades en dicho medio. Algunos de esos elementos son las rampas, las escaleras, los senderos, las veredas y las áreas de descanso.

A continuación ampliaremos los últimos tres puntos:

  • Senderos y veredas: Se recomienda un ancho mínimo de 1,50 m que permita el paso de dos personas, unas de ellas en silla de ruedas, y el giro necesario para realizar el cambio de dirección de la silla. Los solados (pisos) de los mismos serán de materiales antideslizantes, sin resaltos, ni aberturas o rejas cuyas separaciones superen los 0,02 m. Los canales de transito, semáforos, postes de iluminación y cualquier otro elemento vertical de señalización o de mobiliario urbano (buzones, papeleros, teléfonos públicos, etc.) se colocarán en senderos y veredas en forma que no se conviertan en obstáculos para personas con deficiencias visuales y para las personas que se desplacen en sillas de ruedas; para ello se hace necesario tener en cuenta un "volumen libre de riesgos" de 1,20 m de ancho por 2,00 m de alto. En senderos parquizados se colocarán pasamanos que sirvan de apoyos para las personas con movilidad reducida y de guía para aquellas personas que posean deficiencia visual. Los árboles que se sitúen en dichos senderos, no interrumpirán la circulación y estarán rodeados con rejas.

  • Areas de descanso: Se recomienda la ubicación de zonas de descanso en puntos centrales de caminos extensos, áreas verdes y edificios de infraestructura de transporte. Los asientos que constituyen estas zonas de descanso deben contar con apoyabrazos de manera que brinden a las personas con movilidad reducida mayor comodidad y estabilidad al sentarse e incorporarse, sus medidas deben ser aproximadamente las siguientes: deberá ubicarse su asiento a una altura de 0,45 m y su ancho será de aproximadamente de 0,45 m con una ligera pendiente hacia la parte posterior y los apoyabrazos entre 0,70 m y 0,75 m con respecto al nivel del solado. En cada área debe preverse una superficie de 0,90 m por 1,50 m para ubicar una silla de ruedas, señalándose dicha zona mediante la utilización de un solado adecuado.

Consultas: arquitectura@elabuelo.com.mx

Rampas
Escaleras
Puertas
Ascensores
Percepción de
Información
Estacionamientos
Luz y Color
Senderos y
Veredas
Baños
Prevención de
Accidentes
Introducción
Normas y requisitos oficiales sobre construcción para discapacitados
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 



Instituto Nacional de la Senectud

Atrás  

webmaster

 

Copyright elabuelo.com.mx © 2003